Alimentos y bebidas que empeoran el asma: ojo con los sulfitos

Escrito por S0p0rt3

Ayer se conmemoró el Día Mundial del asma y hoy, en la entrada de nuestro blog de salud, hablamos de alimentos y bebidas que empeoran los síntomas de algunos asmáticos. Se trata de los alimentos y bebidas que contienen sulfitos, por ejemplo, bebidas alcohólicas, especialmente el vino tinto, pero también mostos y sidras, vinagres, los crustáceos como los camarones, las verduras en escabeche, las cerezas marrasquino (en conserva), las frutas desecadas y el jugo de limón embotellado. En realidad, es un alérgeno más que, en este caso los asmáticos, deben tener en cuenta, porque puede influir en el desencadenante de una crisis. 

Los sulfitos son un grupo de sustancias derivadas del azufre que muchas veces se forman de manera natural en bebidas alcohólicas y otros alimentos, y que sirven para controlar el crecimiento de bacterias u otros organismos que pueden afectar el sabor. Pueden provocar gases, hacer que se hinche el abdomen y dificultar la respiración, lo que puede desencadenar una crisis asmática.

Los profesionales del grupo sanitario Ribera recuerdan que el asma afecta a un 10% de la población y en España esta cifra representa, aproximadamente a algo más de tres millones de asmáticos. En general, explican, es una patología más frecuente que grave. Pero el problema, añaden los neumólogos del grupo, es que se calcula que más de la mitad de los pacientes no siguen correctamente los tratamientos “y eso supone que se acentúen síntomas como la tos, los pitos, la presión pecho y la fatiga cuando se realiza un esfuerzo”. En hospitales como los universitarios de Vinalopó (Elche), Torrejón y Ribera Povisa cuentan con unidades especializadas en la detección y tratamiento del asma y todo tipo de procesos alérgicos.

Volviendo al tema en concreto que abordamos hoy en el blog, un artículo de la BBC recoge algunos datos destacados por la Sociedad Australiana de Inmunología y Alergias sobre los sulfitos y su efecto sobre las personas con asma. “Los sulfitos producen opresión en el pecho, tos y cerramiento de la garganta, que puede llegar a afectar al 10% de los enfermos de asma”, explica el documento. En varias publicaciones se señala que estos efectos pueden aparecer entre 10 y 20 minutos después de la ingesta.

De hecho, en España y otros países como Canadá y Australia, los sulfitos están clasificados como una de las 14 sustancias que contienen los alimentos y que deben ser informadas al consumidor en cartas de restaurantes o en su empaquetado, por considerarse alérgenos.

Y es que los sulfitos los podemos encontrar en muchos más alimentos de los que a priori consideramos revisar en el etiquetado. Se trata, según explican los expertos, de uno de los conservantes alimentarios más antiguos y actualmente más empleados. Además, según varias publicaciones, los restaurantes en ocasiones pulverizan ensaladas, crustáceos y patatas con sulfitos para mejorar su conservación hasta la ingesta.

También contienen sulfitos, además de los alimentos y bebidas comentados anteriormente, la cerveza, la leche en polvo, los zumos de fruta, almíbares, mermeladas y en general las comidas en conserva, además de algunos fármacos. 

AVISO: La finalidad de este blog es proporcionar información de salud que, en ningún caso sustituye la consulta con un médico. El grupo sanitario Ribera no se hace responsable de los contenidos, opiniones e imágenes que aparezcan relacionados con los blogs, pero si es informado de que existe cualquier contenido inapropiado o ilícito, procederá a su eliminación de forma inmediata.

Los textos, artículos y contenidos de este blog están sujetos y protegidos por derechos de propiedad intelectual e industrial, disponiendo el grupo sanitario Ribera de los permisos necesarios para la utilización de las imágenes, fotografías, textos, diseños, animaciones y demás contenido o elementos que en él aparezcan. El acceso y utilización de este blog no confiere al visitante ningún tipo de licencia o derecho de uso o explotación alguno, por lo que el uso, reproducción, distribución, comunicación pública, transformación o cualquier otra actividad similar o análoga, queda totalmente prohibida, salvo que medie expresa autorización por escrito del grupo sanitario Ribera.

El grupo sanitario Ribera se reserva la facultad de retirar o suspender temporal o definitivamente, en cualquier momento y sin necesidad de aviso previo, el acceso al blog y/o a los contenidos del mismo a aquellos visitantes, internautas o usuarios de internet que incumplan lo establecido en el presente Aviso, todo ello sin perjuicio del ejercicio de las acciones contra los mismos que procedan conforme a la Ley y al Derecho.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *