Las fiestas del fuego

Escrito por Ribera Salud

Desde hace unos días el estampido de los petardos nos anuncia que Valencia ya está en Fallas. La ciudad saluda al sol con ‘pólvora’, invita a comer con ‘pólvora’ y da las buenas noches con ‘pólvora’. Esta es la banda sonora original por excelencia de las fiestas josefinas, además de los alegres pasodobles. Entre tanto, seguirán las explosiones de carcasas y cohetes, a cualquier hora, con cualquier pretexto, en cualquier rincón.

Son estos momentos en los que no debemos olvidar que el uso de la pólvora no está exento de riesgos. Toda precaución y medida de control es poca si pensamos en las consecuencias que puede acarrear una mala manipulación de la misma. Un uso incorrecto del material pirotécnico puede provocar quemaduras, por lo general de carácter leve, si bien, en algunos casos, también puede producir hechos traumáticos como la amputación de los dedos de las manos. Además, el ruido generado también provoca lesiones, desde pérdida transitoria auditiva, hasta pérdidas definitivas, pasando por lesiones en el tímpano. Los niños están más expuestos a este tipo de lesiones, ya que su sistema auditivo es más vulnerable.

Un hecho que hay que tener en cuenta, y más cuando la normativa valenciana ha reducido la edad establecida en la normativa estatal para el uso de petardos, pasando de los 12 a los 8 años para la utilización de artificios de Categoría 1; y de los 16 a los 10 años para los de Categoría 2. (Para más información se puede consultar la página web  www.gov.gva.es)

Consejos sobre material pirotécnico

Un año más, los profesionales sanitarios del grupo Ribera Salud recomiendan un correcto uso de los petardos con el fin de evitar que la fiesta se convierta en una tragedia

  • Hay que comprar los cohetes en lugares autorizados y comprobar que están debidamente etiquetados y en buenas condiciones, evitando su almacenaje en casa.
  • No guarde nunca el material pirotécnico entre la ropa o los bolsillos; utilice una bolsa de algodón o de material no inflamable para transportarlo
  • Los adultos deben vigilar siempre a los menores y comprobar que utilizan productos pirotécnicos adecuados a su edad.
  • No tire petardos en lugares cerrados, ya que el sonido de la explosión puede provocar lesiones en el oído.
  • No encienda petardos dentro de botes, botellas u otros recipientes ya que al explotar, la onda expansiva puede causar lesiones a las personas cercanas.
  • No mezcle alcohol y pólvora. No hay que tirar petardos si no se está en perfectas condiciones. Y por supuesto, no fume mientras se estén disparando cohetes o fuegos de artificio.
  • En caso de quemaduras, lave la superficie afectada con agua fría para limpiar y calmar el dolor, sin colocar ningún tipo de pomada u otro producto convencional. Después, se debe envolver la quemadura con un paño limpio y acudir al centro sanitario más cercano.

Recuerda que en tus manos está que la fiesta no se convierta en una tragedia. ¡Vive las Fallas!