¿Qué es la terapia ocupacional y a quién ayuda?

Escrito por S0p0rt3

Volver a ser uno mismo, recuperar el máximo de autonomía posible, valerse solo para lo que siempre uno ha hecho solo. Estos son algunos de los objetivos de la terapia ocupacional, enfocada a los pacientes que sufren algún tipo de accidente cerebrovascular, como un ictus. Pero también para quienes, tras padecer un accidente, pierden capacidades que, gracias a la ayuda de estos profesionales, pueden recuperarse, según el caso, en mucho o en parte.

En la entrada al blog de salud de hoy vamos a hablar del trabajo de la terapia ocupacional con pacientes que quieren recuperar el máximo posible de su autonomía, y también con aquellos que, por alguna patología, tienen limitada su funcionalidad, pero trabajan para superarse día a día.

Paula Domínguez es terapeuta ocupacional del hospital Ribera Polusa, uno de los centros sanitarios del grupo Ribera, que cuenta con una Unidad de Daño Cerebral y Recuperación Funcional, especializada en el tratamiento intensivo y recuperación de pacientes que han sufrido un ictus. Explica que su trabajo consiste en utilizar la ocupación del paciente “con fines funcionales y terapéuticos”. “Nuestro objetivo es capacitar a la persona que ha sufrido un daño cerebral, para que alcance el mayor grado de autonomía posible”.

Clara Ginés, terapeuta ocupacional en el hospital Ribera Almendralejo, explica que “una de las características del daño cerebral es la variabilidad entre unas personas y otras, y sus secuelas, lo cual exige un enfoque de atención individualizado y centrado en el paciente”. En este centro, con una unidad para pacientes de media y larga estancia, estos pacientes están ingresados hasta su recuperación total o hasta que son derivados a un centro específico.

No siempre es posible volver a una vida exactamente igual a la que el paciente tenía antes del episodio. Pero lo importante no es volver a la vida de antes, sino conseguir la máxima autonomía tras un accidente cerebral, tal y como explican las especialistas. Y es que, hay que ponerse en la piel de la persona que ha sufrido este problema. “El paciente experimenta un cambio radical en su vida y se da cuenta de que, actividades que antes realizaba con normalidad, ahora no las puede llevar a cabo sin ayuda, porque han aparecido limitaciones físicas, cognitivas o conductuales que alteran esa normalidad”, explica la terapeuta ocupacional.

Las consecuencias neurológicas de las lesiones cerebrales son “múltiples y complejas”, tal y como explica la terapeuta de Ribera Almendralejo, pero las más frecuentes en su trabajo diario son:

  • Alteraciones neurológicas: déficit motor, hemiparesia, perdida en destreza fina o gruesa, trastornos del equilibrio, etc.
  • Alteraciones musculoesqueléticas: siendo las más frecuentes hipertonía y espasticidad.
  • Alteraciones cognitivas: algunos de los problemas más persistentes son los trastornos de memoria y las dificultades de atención y concentración.
  • Alteraciones conductuales: disminución de la capacidad de iniciar respuestas, agitaciones, poca conciencia de sí mismo, etc.

El trabajo del terapeuta ocupacional consiste en determinar qué tipo de alteraciones sufre el paciente tras estos episodios y reforzar sus habilidades, para que alcance el mayor grado de autonomía posible.

 

Qué tipo de ejercicios se hacen en terapia ocupacional

En pacientes con daño cerebral adquirido, la terapia ocupacional trabaja las actividades de la vida diaria, autónoma e integrada en la sociedad. Son acciones que el paciente realizaba anteriormente de forma autónoma, pero para las que ahora necesita ayuda. Por ejemplo, las de autocuidado, como el aseo, vestirse o la alimentación, todas ellas actividades básicas de la vida diaria de cualquier persona, tal y como explica la terapeuta de Ribera Polusa.

Clara Ginés explica que para ello “se utilizan las adaptaciones más indicadas en cada caso, mediante ayudas físicas y/o verbales, para que el paciente pueda realizarlo de la forma más independiente posible”.

Pero también se practican actividades más complejas, en función de las necesidades del paciente, como utilizar el teléfono o hacer la compra, lo que los especialistas conocen como actividades instrumentales, que también se entrenan gracias al trabajo de estos profesionales.

Es importante valorar la normalidad en las pequeñas acciones que somos capaces de realizar solos en el día a día y que tanto se echan de menos cuando se pierden y ponerse en el lugar de quien, por un tiempo determinado o de manera indefinida, tiene que adaptarse a nuevas dinámicas para su día a día. Para ello, la terapia ocupacional es clave.

 

AVISO: La finalidad de este blog es proporcionar información de salud que, en ningún caso sustituye la consulta con un médico. El grupo sanitario Ribera no se hace responsable de los contenidos, opiniones e imágenes que aparezcan relacionados con los blogs, pero si es informado de que existe cualquier contenido inapropiado o ilícito, procederá a su eliminación de forma inmediata.

Los textos, artículos y contenidos de este blog están sujetos y protegidos por derechos de propiedad intelectual e industrial, disponiendo el grupo sanitario Ribera de los permisos necesarios para la utilización de las imágenes, fotografías, textos, diseños, animaciones y demás contenido o elementos que en él aparezcan. El acceso y utilización de este blog no confiere al visitante ningún tipo de licencia o derecho de uso o explotación alguno, por lo que el uso, reproducción, distribución, comunicación pública, transformación o cualquier otra actividad similar o análoga, queda totalmente prohibida, salvo que medie expresa autorización por escrito del grupo sanitario Ribera.

El grupo sanitario Ribera se reserva la facultad de retirar o suspender temporal o definitivamente, en cualquier momento y sin necesidad de aviso previo, el acceso al blog y/o a los contenidos del mismo a aquellos visitantes, internautas o usuarios de internet que incumplan lo establecido en el presente Aviso, todo ello sin perjuicio del ejercicio de las acciones contra los mismos que procedan conforme a la Ley y al Derecho.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *